GRDF – Clima: el hidrógeno, ineludible en la transición ecológica

Para facilitar la inyección de hidrógeno en las redes de distribución, GRDF y 66 distribuidores de gas de 13 países europeos han lanzado la iniciativa Ready for Hydrogen(Ready4H2). El objetivo de este proyecto es ofrecer una visión común, respaldada por la experiencia de los distribuidores europeos, del papel fundamental de las redes de distribución de gas como soporte para el desarrollo del hidrógeno. Al unirse a esta iniciativa, GRDF acentúa su compromiso de promover la inyección de gases renovables en la red de distribución francesa. La iniciativa se apoya en el valor a largo plazo de las infraestructuras de distribución de gas para la transición energética, respondiendo a la vez a las expectativas de las administraciones territoriales, ya comprometidas en numerosos proyectos.

La red de gas, una herramienta imprescindible para el desarrollo del hidrógeno 

El hidrógeno es una de las claves de la transición energética europea. Francia anunció recientemente sus ambiciones en este campo, en el marco del plan France 2030, con el objetivo principal de construir una rama francesa del hidrógeno libre de carbono con alcance internacional. GRDF, como principal distribuidor de gas en Francia, está convencido de que la red será fundamental para el desarrollo del hidrógeno en los próximos años. GRDF ya se está preparando para recibir esta energía con total seguridad y a un coste controlado para todos los usuarios. 

Ready4H2, un conocimiento compartido para transformar con éxito las redes europeas de gas 

Los 66 distribuidores de gas implicados en el proyecto Ready4H2 tienen como objetivo, para febrero de 2022, demostrar el papel esencial de las redes de distribución de gas en la inyección de hidrógeno a medio y largo plazo. Para ello, pronto aportarán conjuntamente una visión del uso de las redes de gas al servicio de la estrategia europea de descarbonización, siendo éstas un vector clave para el desarrollo del hidrógeno renovable. Esta hoja de ruta será una herramienta, a disposición de los políticos europeos y franceses, para contribuir al objetivo de neutralidad de carbono a un coste controlado y aceptable tanto para productores como para consumidores. 

GRDF apoya el desarrollo del hidrógeno

Convencido de que el hidrógeno será parte de los gases renovables en 2050, GRDF ya está trabajando en proyectos para inyectar hidrógeno en la red. Desde 2014, GRDF ha sido pionero junto a otros socios europeos gracias al proyecto GRHYD, que ha permitido experimentar el suministro de viviendas nuevas con una mezcla de hidrógeno y gas natural, con un volumen de hidrógeno inyectado en la red de distribución de gas de hasta el 20%. GRDF participa en varios proyectos en torno al metano sintético – gas producido mediante la combinación de H2 y CO2 – en toda Francia, en particular a través de convocatorias de proyectos. Con el fin de apoyar el desarrollo del hidrógeno, GRDF trabaja actualmente en la conversión y explotación de redes 100% H2. A tal respecto, se ha iniciado la estructuración de una plataforma operativa y de formación para un circuito de distribución de hidrógeno, que debería estar en servicio en 2024, como preludio a una primera aplicación sobre el terreno contemplada para 2025.