La compañía valenciana de soluciones de eficiencia energética, Linkener ha dado el paso de instalar sus primeros contadores inteligentes en varias compañías italianas de producción de energía hidráulica, planta fotovoltaica y otro tipo de empresas consumidoras de energía. Este hecho supone el primer paso de su incursión en este país que presenta similitudes con el sistema eléctrico nacional.

Después de varios meses de estudios de mercado en este país, la búsqueda de alianzas con asesores energéticos y la creación de una red de instaladores eléctricos, Linkener ha comenzado su expansión europea que seguirá por Portugal para ir adentrándose desde ahí a los países del norte de Europa.

En estos momentos, Linkener trabaja en este país con asesores energéticos locales que pertenecen a este mercado y lo conocen de manera muy directa. 

Las grandes diferencias que existen respecto al norte y sur de Italia, en la estructura de su mercado energético, han sido el detonante para que la estrategia de introducción comercial en el país se abordara con estrategias de venta diferentes

Pese a que, energéticamente, Italia muestra similitudes con España, también cuenta con diferencias en este sentido. La primera de ellas es la energía fotovoltaica. 

Italia es el segundo país de Europa en producir energía fotovoltaica con 20.107 GW en 2018, por detrás de Alemania con 45.277 GW, mientras que España solo produjo 4.751 GW, según EurObserv´ER 2019. 

Próxima parada Portugal

Linkener ha decido adentrarse en Italia porque allí los costes energéticos, con tasas e impuestos incluidos son muy altos para las pequeñas y medianas empresas. Por otra parte, Italia tiene una normativa madura sobre los servicios de medidores inteligentes (Smart metering) con la obligatoriedad de instalar submetering en empresas ISO 50001.

Y la previsión es que en 2020 todos los consumidores italianos hayan cambiado a comercializadoras de mercado libre haciendo del «switching» un concepto común. Además hay pocas empresas que estén especializadas en Open Data debido a la escasa transparencia de las distribuidoras en Italia que hace que los consumidores no conozcan todos sus derechos y posibilidades en cuanto a optimización de su coste eléctrico.

En palabras del CEO de Linkener, Sergio Ferrer, “para nuestra compañía era muy importante aterrizar en un país que tuviera grandes similitudes con el nuestro y que, ademá,s según nuestro estudio de mercado, nos pudiera reportar grandes éxitos”.

En este sentido, explica “vimos que Italia estaba necesitada de telemedida y de que le aportemos nuestras soluciones tecnológicas para la eficiencia energética.Y es el paso estratégico para convertirnos en especialistas de desarrollo de soluciones tecnológicas de eficiencia energética en toda Europa. Nuestro objetivo es llegar a Portugal en el siguiente paso e ir subiendo países hacia el norte”.