Iberdrola y ASAJA han firmado un convenio de colaboración por el que se acuerda que los agricultores y ganaderos afiliados a esta organización recibirán soluciones energéticas personalizadas y contarán con condiciones ventajosas en la contratación de suministros de electricidad o gas con Iberdrola.

El acuerdo ha sido suscrito por el director comercial de Iberdrola en España, Alfonso Calderón, y el presidente de ASAJA, Pedro Barato, en una reunión mantenida en la sede de ASAJA en Madrid.

El nuevo marco de colaboración, con una vigencia de un año con posibilidad de prórroga, amplía las condiciones del acuerdo que mantenían ambas organizaciones y, a partir de ahora, los más de 200.000 asociados de ASAJA tendrán a su disposición los servicios de asesoramiento en materia de eficiencia energética y optimización de consumos que ofrece Iberdrola, y la posibilidad de contratar e instalar soluciones personalizas de autoconsumo con tecnología solar.

Atención personalizada

Iberdrola facilita a los asociados de ASAJA condiciones competitivas de contratación de suministro de electricidad y gas. Además, realizará asesoramiento gratuito con el objetivo de optimizar su consumo y adaptar la modalidad de contratación a las necesidades y hábitos de consumo de los agricultores y ganaderos.
Los clientes tendrán acceso a los servicios del Área Cliente de la web o de la App, con los que gestionar todos los asuntos relativos al contrato de suministro. La electricidad comercializada por Iberdrola en el marco de este acuerdo, es energía verde procedente de fuentes de energía renovable y cuenta con certificados de Garantía de Origen.

Solución Smart Solar

En este nuevo marco de colaboración, Iberdrola ofrecerá también a este colectivo su solución Smart Solar de autoconsumo con tecnología solar fotovoltaica, con la que pueden generar y consumir su propia energía, optimizando el consumo y mejorando la eficiencia energética de sus instalaciones.

Este tipo de soluciones son óptimas para el entorno agrario, ya que la mayor capacidad de generación de energía solar tiene lugar en los meses de mayor necesidad de riego. Con esta solución se reduce la huella de dióxido de carbono y la energía demandada de la red, se elimina la incertidumbre del precio del gasóleo y la gestión logística del suministro en el caso de instalación de grupos electrógenos y se mejora la calificación energética de la explotación.

El potencial de ahorro energético depende en gran medida de los hábitos de consumo de cada cliente y cada instalación, pero se puede estimar en torno al 30% y 70% en términos anuales.