La empresa española Apricot Ingeniería, líder en el planteamiento y desarrollo de proyectos de redes de energía térmica, ha presentado 8 Proyectos Clima que reducirán cerca de 1,3 millones de toneladas.

Esto representa el 15% de los 62 Proyectos Clima aprobados este año por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente para impulsar la reducción de emisiones de carbono en nuestro país. Además del 43% del total de reducciones de emisiones de CO2, más de 3 millones, que está previsto que eviten los proyectos seleccionados en la convocatoria de 2017.

Unas iniciativas que se han dado a conocer oficialmente durante la presentación de los Proyectos Clima 2017, en un acto presidido la ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina. Este programa pretende dar apoyo y fomentar actividades bajas en carbono mediante la adquisición de las reducciones verificadas de emisiones generadas.

Con estos proyectos Apricot Ingeniería persigue cambiar el modelo energético de ciudades como Alcalá de Henares, Brunete, San Sebastián de los Reyes, Fuenlabrada, Guadarrama, o la ciudad de Madrid, entre otras, mediante la implantación de redes de calor que transformen el actual modelo de energías fósiles a energías renovables.

Cabe destacar el de la ciudad de Madrid, el Proyecto Clima de mayores reducciones de CO2 presentado en el Ministerio de Medio Ambiente, con cerca de un millón de toneladas de reducción de emisiones, que la convertiría en una referencia en el desarrollo de proyectos sostenibles en toda Europa. La propuesta se basa en un district heating que podría suministrar energía térmica renovable al 20% de las viviendas de la ciudad. Esto equipararía a la capital de España con otras grandes ciudades como Berlín, Paris, Nueva York o Copenhague, que ya han desarrollado iniciativas similares. “Se trata de uno de los proyectos más transformadores de la ciudad de Madrid que reduciría la contaminación como ninguna otra medida de las existentes en la actualidad”, declara Teo López, Director General de Apricot Ingeniería.

Otro proyecto importante y que ya está en marcha es el de Alcalá de Henares. Bajo el nombre de Alcalá Eco Energías, esta solución reducirá cerca de 100.000 toneladas de CO2 y podría llegar potencialmente a unas 12.000 de viviendas de esta localidad, numerosas empresas y multitud de edificios de otros usos. Lo que supondrá una considerable reducción de la factura energética y de la contaminación de la ciudad. “Cabe destacar la apuesta decidida de la corporación municipal de Alcalá de Henares para transformar el modelo energético de la ciudad y convertirla en icono y referencia del cambio de paradigma energético que nos reclama la ONU y la Unión Europea”, destaca el responsable de Apricot Ingeniería.

Esta empresa ha analizado y presentado, además, proyectos de redes de calor en más de  60  municipios repartidos por Asturias, Castilla y León, Castilla la Mancha, Madrid y Aragón.